Cómo teñirte el pelo rosado y vivir para contarlo II

Hola otra vez, muchachada.

Si ya sopesaron las consecuencias de teñirse el pelo rosado y todavía quieren intentarlo (o seguir averiguando antes de tomar una decisión), pasemos a la parte que da más miedito del asunto: la decoloración. La verdad es que al enfrentar esta parte tuve un dilema blogueril (?) sobre si dar un discurso políticamente correcto o contarles mi experiencia no más. Al final me decidí a escribir lo que yo hubiera querido leer cuando me estaba preparando para dar el gran salto. Así que después de la letra chica (soy solo una humilde bloguera, no profesional, cada pelo es distinto, exención de responsabilidad, blablablá), les voy a contar lo que a mí me funcionó. Me refiero a decolorarme el pelo en mi casa.

SACRILEGIOOOOOOOOOO.

I know, los adultos responsables en internet y todos los peluqueros del mundo mundial dicen que es un pecado capital y que si no te decoloras en peluquería lo mínimo que va a pasar es que el pelo se te fría, caiga a mechones y sobrevenga el Apocalipsis. Yo de hecho me hice mi primer dip dye en peluquería y lamentablemente no resultó del color que yo quería (además de que ir a hacerme la cabeza entera me iba a costar un ojo de la cara y dejar el otro colgando, y eso que era con descuento amigui). Con eso en mente caché que había gente en internet que se decoloraba sola y, ¡oh, sorpresa!, SEGUÍA teniendo pelo, así que dije filo, me voy a arriesgar, el pelo crece, el que no se moja no cruza el río, para hacer tortilla hay que romper huevos y otros mil refranes de mamá. Estudié más que para mi tesis hasta que finalmente me sentí preparada y me decoloré en la peluquería de mi baño. Así que, aunque no lo estoy directamente recomendando *blink*, dejo tips por si ya decidieron madura y autónomamente entrar a un nuevo campo del DIY.

¿Qué necesitan?

Por fa compren productos decentes. La decoloración va a cambiar su pelo, así que mejor gastar en algo de una marca confiable que les vaya a hacer el menos daño posible. Y, por si acaso, compren de más, por si hay que repetir el proceso o para ir retocando las raíces.

Decolorante: a.k.a. Blondor. El polvito ese.

Agua oxigenada: Yo usé de 30 vol (que no es agua, es una crema), pero ahora pienso que me gustaría haber usado de menos. He sabido de gente que quedó platinada hasta con agua de 10, que se demora más decoloraciones, pero daña menos. Y como todo el mundo grita NO USEN DE 40, me sumo al clamor popular; just don’t.

deco collage

Los compré en Cabello Center del Paseo Las Palmas, en el subterráneo que da al metro Los Leones

Aceite de coco: Ojalá el de verdad, no esas mugres de 2ml que venden en el super o en la farmacia (sorry lo violenta, pero, ¿qué cresta son? Ni siquiera huelen como el de verdad y no traen ni los ingredientes en la botella). El mío es Artisana y lo pedí por Iherb, pero también pueden encontrar en Chile en tiendas de comida saludable, cosmética natural, etc. por si les da lata esperar hasta el día del juicio final. La idea es que sea “raw”, prensado en frío, orgánico, etc. ¿Un dato? Si es comestible, vamos bien.

Guantes: Pls. No se destruyan las manos.

Pinches: Plásticos, no de metal.

Brocha: En cualquier casa de peluquería.

Pocillo: Plástico/de vidrio/ziploc viejo. Tampoco metálico.

Polera vieja: Cuentan las leyendas que a mi concuñada, a quien le hice un dip dye, le regalaron en Pichara unas capitas desechables para ponerse sobre la ropa. A mí en Los Leones me regalaron un par de guantes y con eso me di por pagada, así que no confíen mucho y busquen una polera, mejor.

¿Qué hay que hacer?

El proceso (estoy hablando de cuando finalmente me decoloré todo el pelo, no de las puntas, que fue harto menos hueveo) toma varios días. Se supone que hay que hacer una prueba de sensibilidad y de cuánto se demora en aclararte hasta el punto que quieres… buena, ¿cierto? 😀 Jamás lo hice, pero ustedes sean gente responsable y denle.

Una semana antes empecé a cuidarme aun más de lo normal el pelo con mascarillas y linduras.

3 días antes dejé de lavarme el pelo. CHANCHAAAAAAA. Bueno, en ese entonces me lavaba día por medio y me costó un poco, pero como tengo el pelo naturalmente  seco tampoco fue tan terrible. Si lo tienen graso 1) apliquen tomate esconde-sebo o 2) déjenlo menos días sin lavar, pero al menos uno. Así le dan tiempo a los aceites naturales del cuero cabelludo para que recubran el pelo y lo protejan del holocausto al que lo vamos a someter pronto y del que no sospecha nada. Ingenuo.

La noche anterior a la decoloración me llené el pelo (cuero cabelludo incluido) de aceite de coco.  ¿Y por qué este menjunje? Porque hidrata el pelo en profundidad y lo protege del paso de Atila de la decoloración. Además llegado el momento va a ayudar a separar el pelo en mechones. Al día siguiente se olvidan, no más, no lo enjuaguen ni nada: no va a interferir con la decoloración. Este paso no es imprescindible, pero yo nunca dejo de hacerlo cuando me retoco las raíces.

El día D tómense un desayuno rico (porque why not), sáquense las últimas fotos con su color de pelo actual y tómense un antialérgico. Puede que no lo necesiten, pero, ¿para qué arriesgarse? Protejan la piel que va a estar expuesta a la mezcla maléfica con ALGO (vaselina/crema/rainbows) para que no se les irrite la cara, orejas, cuello, etc.

Primero hay que dividir el pelo en 4 secciones. Después preparen su mezcla según las instrucciones del polvo que compraron y empiecen a echársela con ayuda de una brocha de tintura. Yo siempre comienzo por detrás, porque así lo he visto en todas partes y no tengo razón para pensar que sea una mala idea. Para esta primera vez, al menos, pídanle ayuda a algún amigo/hermano/pololo/progenitor, porque no es fácil y hay que trabajar más o menos rápido para que la mezcla no se seque. Igual, ¿se acuerdan de nuestro amigui el aceite de coco? Resulta que además ayuda a mentener el decolorante (me estoy resistiendo brígido a llamarlo Blondor) húmedo, lo que les da un margen de acción más amplio porque cuando se seca va dejando de decolorar. Lo mejor es ir dividiendo en mechones chiquititos cada una de las cuatro secciones ayudándose con el mango de la brocha y luego cubrir cada mechón con el no-blondor generosamente hasta tener todo el pelo con una compota celeste.

Teóricamente pueden dejar las raíces para el final, porque demoran mucho menos que el largo en decolorar (gracias al calor natural de la cabeza); de todas maneras yo lo encuentro innecesariamente engorroso y me quedo con raíces un poco más claras, no más. Momento de envolverse la cabeza (yo he usado alusa plast, mi nuevo mejor amigo sorry Laura, y encima un gorro de ducha viejo, o papel aluminio) y esperar pacientemente lo que diga su polvo decolorante. Yo esperé media hora o 45 minutos, no recuerdo, pero ahí mejor sigan las instrucciones. Luego se lo lavan bien con shampoo y acondicionan o ponen enseguida el toner. Pero de eso hablaremos en la próxima entrada.

Hay que tener conciencia de que, si su pelo es como el mío y el del 90% de las chilenas, van a necesitar más de una decoloración para lograr la base adecuada. Si quieren teñirse, no sé, morado o verde oscuro, puede que no tanto, pero para un color pastel necesitan el pelo lo más blanco posible. Con un color de base inferior a 10 -9 en el caso del rosado, si no les molesta el toque medio coral- yo ni me esforzaria en teñir, porque no se va a notar o va a quedar feúcho. Nuevamente aquí me debato entre decirles lo que debo (que dejen pasar al menos un mes entre decoloraciones y entre medio se tiñan con un color semi-permanente más oscuro; fucsia, por ejemplo, o incluso un castaño claro) y lo que hice. Sé que muchas no tendrán la paciencia de esperar todo un mes; yo no la tuve. En esos casos, al menos esperen un día o unos cuantos y dejen de trabajar, estudiar y tener vida social para dedicarse única y exclusivamente a llenar su pelo de tratamientos, aceites y nanais antes de la próxima jugada. Eso sí, NO les recomiendo más de 2 decoloraciones “seguidas”. Yo, encima del dip dye, me hice 2 decoloraciones en un fin de semana. La tercera me la acabo de hacer después de 4 meses a ver si mataba un poco los tonos amarillo-naranjosos y mi pelo está en post operatorio ahora.

predeco

Última foto de mi pelo antes de pasarme al lado rosado de la fuerza

deco0

Primera decoloración. Omitan mi cara: solo quería hacer el loco por Whatsapp con mis amigos.

deco1

Segunda decoloración. Muy cansada.

¿Qué cuidados tener al decolorar?

Además de los que ya comentamos antes, tengan ojo con no inhalar directamente sobre la mezcla (se supone que hay que hacer todo el proceso en un lugar bien ventilado, pero explíquenle eso al arquitecto de mi edificio). También hay que tener mucho cuidado con las quemaduras químicas: usen guantes, si les cae eso-que-no-se-llama-Blondor en la piel límpiense rápido y eviten todo lo posible que les quede sobre el cuero cabelludo o se les va a quemar (no es que marido-to-be me haya dejado una quemadura la primera vez… pero duele). Suena amorfo, porque cómo se van a teñir hasta la raiz sin tocarlo, pero se puede; para mí el secreto es hacer la mezcla más espesa que líquida para que no chorree directamente sobre la piel.

Les cuento a quienes no lo sepan que el decolorante pica, es normal. De todas maneras pongan atención, porque si empieza a picar demasiado es mejor que se lo enjuaguen al tiro; pueden estar teniendo una reacción alérgica grosera (sobre todo si fueron porfiadas como yo y no hicieron el test de sensibilidad).

Por cierto, no sé si han escuchado del Olaplex: es un tratamiento que dice ser casi milagroso para prevenir y reparar el daño al decolorar el pelo. Ya hay peluquerías en Chile donde se usa, pero no lo pueden encontrar para llevárselo al baño: la venta es exclusiva para salones de belleza. Se los cuento porque es caro (más que una decoloraicón normal, que ya lo es), pero he escuchado mil maravillas de él. Si el mundo fuera justo y yo fuera la princesa heredera de alguna dinastía extinta que me legó toda su fortuna, sí o sí lo iría a probar, así que las pudientes se pueden saltar todo este post y correr a la pelu no más.

Ya, too much information! Respiremos un poco antes de la próxima entrega, cuando (¡por fin!) les hablaré de la parte más entretenida de todo este proceso: el color ❤ Comenten, pregunten y cuenten sus experiencias abajo con libertad, ¡besos!


 

Lee los demás posts de este tema aquí:

Parte I: Consideraciones previas

Parte III: Tonalización y teñido

Parte IV: Mantención

Anuncios

16 comentarios en “Cómo teñirte el pelo rosado y vivir para contarlo II

  1. Es primera vez que visito tu blog, y me reí un montón con todos tus comentarios. No tengo planeado teñirme el pelo por lo pronto, pero lo hice una vez. Rosado y de todos los colores del universo, pero sólo en las puntas jijiji.

    Espero que el color te haya quedado bonito. Leeré la siguiente entrada (y las anteriores) para ver si me entretengo tanto como con esta, y por qué no, ver cómo quedó el resultado final (▰˘◡˘▰).

    En fin. Un abrazo y mucho amorsh’ desde acá ´ ▽ ` )ノ.

    Me gusta

    • Qué rico que te hayas divertido! Una vez escuché que había un profe que tiraba muchas tallas en clases y finalmente confesó que era porque la risa fijaba las cosas en la memoria.Tal vez no sea verdad, pero a mí me tinca que sí, así que espero que el post le quede grabadísimo a todo el mundo 😛
      Yo no sé si algún día probaré con otro color, aunque un pelo de sirena multicolor igual me encantaría, pero no sé cómo será la mantción.Igual el rosado es mi color amado, así que no tengo mucha inquietud por explorar nuevos horizontes por ahora.
      Gracias por leer y comentar ❤ Cariños!

      Me gusta

  2. Cresta! eres toda una Targaryen!! Khaleesi no es nada al lado tuyo.
    Leí esta entrada SOLO porque eres muy divertida , cutey me encanta tu sentido del humor, de verdad!, Eres muy graciosa y como decía mi abuela “livianita de sangre” xD! (agradable)… a parte, en algún momento loco de mi vida, quise tener el pelo azul oscuro :3
    Esperaremos pacientemente al proximo post para ver como te conviertes de madre de Dragones en My Little Pony ( debería decir Jem, pero bue! es muy antiguo!)
    :3
    Besotes!

    Me gusta

    • Jajaja gracias! El azul oscuro es adorable, deberías tratar (OK, asumo que siempre intento convertir al universo a la fe de los colores de fantasía; mea culpa).
      Y sí, en realidad yo prefiero mencionar a Pinky Pie como referencia, pero cuand me teñí TANTOS amigos en facebook dijeron que era Jem que lo asumí como referencia válida… parece que tengo muchos amigos más viejos que yo 😛 Porque jamás la vi,
      Cariños, nos leemos ❤

      Me gusta

      • No la veas, en serio, es una de las cosas más horteras de lo 80… y digamos que esa década infame tuvo muchas, partiendo por las hombreras y el exceso de blog bling.
        xD!
        Y la verdad es que creo que el azul me quedaría super mono, he pensado varias veces en decolorarme un mechón grande y cambiarme al lado teñido e la fuerza.
        😉

        Me gusta

  3. Cuando era más chica, pensé en teñirlo calipso pero justamente la decoloración fue lo que me espanto y que en mi carrera tenía práctica desde el primer año, entonces ir a la escuela como Rainbow Dash habría sido como mucho… Aunque hace un par de veranos me teñí las puntas y el flequillo. Me juraba mina jajajaja. Igual quiero saber más de este proceso, esperaré el próximo post 😀

    Me gusta

    • Mi carrera ni siquiera tiene práctica, no entiendo por qué no lo hice antes xD Supongo que porque no tenía la plata para mantenerlo, porque en la U lo que sí hice fue hacerme mechitas magenta oscuro un año y al otro platinadas, solo en los largos; se veía boni y no necesitaban mucho cuidado.
      Rainbow Dash es mi favorita ❤
      De verdad creo que si me aburro me voy a dejar el flequillo rosado un tiempo, me tinca que se debe ver chorísimo 🙂 Gracias por pasar, nos leemos!

      Me gusta

      • Sin duda debe ser hecho con productos de calidad y por ende tener las condiciones económicas para ello.

        También la mía, mi hija en cambio ama a las más ladys: Rarity y Fluthershy aunque son todas las ponys lindas ❤

        Sin duda un flequillo rosado se te vería bien 🙂

        Me gusta

  4. Guau!! que increíble post, me encanto como explicas todos los pasos, yo también soy una hija del rigor y me decoloro el pelo, y eso a la gente le da urticaria JAJAJAJA. Espero con ansias la segunda parte con algunos bonus sobre mascaras y tratamientos!
    Saludos!

    Me gusta

    • Jajaja cierto que hay gente que colapsa cuando te decoloras sola? No entiendo, o sea, si mi viejo pudo construir la casa más linda en la que vivimos prácticamente solo, cómo yo no me voy a poder decolorar el pelo. Hasta yo que amo mi pelo largo con locura sé que en el peor de los casos te lo cortas y OHSORPRESA, vuelve a crecer.
      Cariños, Caro, la próxima semana se viene la siguiente parte ❤ Gracias por leer y comentar!

      Me gusta

  5. Me encantó tu post y los consejos que das, la primera vez que me decoloré en casa fue un desastre, pero cuando fui a la estética fue aún peor, así que podría intentarlo nuevamente en casa.
    Tu resultado genial.
    Saludos y gracias por compartir ♥

    Me gusta

    • Qué bueno que te gustara! Sí, la verdad es que he escuchado historias de terror en la peluquería también. No fue mi caso, que mi pelo quedó súper sano, pero por otra parte me decoloraron bastante poco. Así que yo pienso “si me va a quedar la cagada en el pelo, mejor que me salga barato”, porque he sabido de mucha gente que se gasta una millonada solo para que los dejen con el pelo como escoba.
      Uy, si lo intentas muestra los resultados! Qué color te pondrías?
      Cariños ❤

      Me gusta

  6. Cami, seguiré tus pasos y me aclararé las californianas que no me tomaron cuando fui a la pelu. Nica gasto de nuevo todas esas lucas jajajaja

    Espero me contagies tu sabiduría capilar 😀
    PD: Me encanta el blog, cariños a ambas!!!

    Me gusta

    • Eaaaa, una más al club DIY! Sí, es carito hacerse esas cosas y da pena cuando tu inversión no resulta como tú esperabas. Quiero fotos! 🙂
      Qué rico que te guste este invento, Cote, muchos cariños ❤

      Me gusta

  7. Pingback: Cómo teñirte el pelo rosado y vivir para contarlo I | Beauty Friends Forever

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s